Jardín nómada

Ciuco Gutiérrez

Mayo – julio 2019

A veces pienso que cuando trabajo estoy en catarsis permanente porque si no me dejo llevar por el instinto no me salen las cosas. Cuando estoy en pleno proceso creativo lleno de subidas y bajadas no soy muy consciente de lo que estoy haciendo, no ordeno. El orden llega después, cuando el trabajo avanza y puedo establecer criterios de comparación y dibujar las diferentes líneas que el trabajo me va ofreciendo.

A veces quisiera ser más conceptual y mental, pero me desbordo a la primera de cambio y me vuelvo torpe y, seguramente, obvio. Así que con esta exposición he regresado a mis orígenes y he aceptado mi esencia como artista para introducirme en un Jardín, mi Jardín.

Por lo que he visto este Jardín es un campo de batalla en donde el interior y el exterior se funden con lo emocional y el estereotipo. Hay jardines ocultos, salvajes, románticos, con ciervo y sin ciervo, salvajes o domesticados, dentro y fuera, sugeridos y bocetados, arrasados o delicados. Hay de todo y pienso que la suma de todos definen mi Jardín interior que, en definitiva, es mi ambición de  artista: entender de qué va esto de la vida.

VER FICHA TÉCNICA